Cómo limitar el consumo de azúcar

Prueba estos consejos y descubre que una vida sana sin azúcar también es rica.

Compartir

Cuando tienes niños puede parecer imposible limitarles aquellas cosas que les hacen tan felices. Esto es especialmente difícil si todos sus amigos y compañeros están compartiendo las mismas cosas que no les gustan.

Los niños por ejemplo, necesitan más proteínas y carbohidratos sanos porque utilizan más energía. Sin embargo, hay otros ingredientes que los niños necesitan menos, como el azúcar.

Limitar el consumo de azúcar no significa que tus hijos no puedan disfrutar de cosas dulces y deliciosas, solo significa que deben encontrar otras alternativas.

Lee: Frutas con menos azúcar

Aquí hay algunos consejos para poder limitar el consumo de azúcar en tus hijos más fácilmente:

No hay extremos: nada es bueno en extremo, por lo que si les permites algo de dulces o chuches a tus hijos de vez en cuando, aprenderán a consumirlos con moderación. En cambio, cuando algo esta “prohibido,” los niños tienden a sentirse más atraídos por eso.

Enséñales a consumir postres sanos y frutas: no prives a tus hijos de un postre. En su lugar, muéstrales que lo sano también puede ser delicioso. En lugar de darles una tarta de chocolate, busca un postre hecho con azúcar de caña o stevia, tal vez sin gluten, y con cocoa pura.

Hay varias opciones para postres más sanos. Otra buena opción es consumir más fruta. A veces los niños no ven la fruta como algo apetecible, pero si encuentras maneras divertidas de servirla, o recetas distintas, seguro empezarán a verlas como algo delicioso.

Cocina con tus hijos: ¿por qué no mostrarles a tus hijos que el resto de la comida que consumen puede ser divertida? Si involucras a los niños en el proceso de la cocina, desde muy chicos aprenderán a conocer las porciones, ingredientes, adiciones etc. para el futuro, y además querrán cocinar sus propios platos.

Lee: Soluciones sanas al azúcar

Con el tiempo, tus hijos pueden buscar nuevos platos para preparar en lugar de dulces.

No utilices el dulce como premio:
cuando los dulces son un premio por haber hecho alguna cosa bien o cumplir con sus deberes, los niños tienden a asociar el dulce con todo lo bueno.

Por esto, poco a poco van a querer consumirlo en toda ocasión, especialmente cuando piensan que lo merecen. Es tu labor como madre demostrarles que el dulce es algo ocasional y delicioso, pero que no debe estar asociado ni con una buena acción, ni con las emociones.

Más agua para todos:
en lugar de beber jugos o bebidas gaseosas, incluye agua en todas las comidas. Si tus hijos tienen sed, es hora de enseñarles a tomar agua y no tantas bebidas azucaradas.

Si tus hijos están hidratados no tendrán bajadas de azúcar y además se sentirán más satisfechos, sin necesidad de consumir azúcar. Este debe ser un esfuerzo de toda la familia, pues es sano para todos.

Si aun no te sientes segura de cómo mejorar el consumo de azúcar en tu familia, prueba con estos consejos para dejar de comer azúcar en Nutrición Sin Más. Prueba estos consejos y demuéstrales a tus hijos que una vida sana con una alimentación correcta puede ser igual de deliciosa y divertida.

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta