Las palabras que sí debes repetirles a tus hijos

Criar a tu hijos no solo significa asegurarte de que coma, duerma bien y tenga limpio el pañal. Todo lo que dices puede marcar de por vida su salud emocional

Compartir

Aunque lo demuestres con acciones, es súper importante que reafirmes con palabras lo que tratas de comunicarle a tu hijo.

“TE ESTOY ESCUCHANDO”
¿Alguna vez has simulado escuchar a tu hijo cuando en realidad tus pensamientos están en los pendientes del trabajo? ¿Checas toooooos tus grupos de WA mientras te platica cómo le fue? Error. Cuando haces esto no solo lo haces sentir mal, afectando su autoestima en un futuro, también desaprovechas la oportunidad de conocerlo y entenderlo mejor.

“ESTOY ORGULLOSO DE TI”
No se trata de convertirte en la persona más optimista del mundo ni de aplaudirle hasta por respirar, sino de criarlo en un ambiente que apoye y valide sus habilidades. Demuéstrale tu aprobación cada vez que intente hacer algo nuevo, incluso si no estás muy convencido. Lo importante es que aprenda a luchar por lo que quiere y se sienta capaz de lograrlo.

“ES TU RESPONSABILIDAD”
Es súper importante que dejes a tu hijo tomar decisiones de vez en cuando, así sabrá, poco a poco, manejar diferentes situaciones y aprenderá de sus propios errores. Al hacerlo sentir responsable, le demuestras que confías en sus habilidades y que si las cosas no salen como esperaba conseguirá una gran experiencia.

“TE PERDONO”
Siempre habrá actitudes y conductas que no son lo correcto o lo que quisieras, pero no por eso lo vas a castigar toda la vida. Nadie es perfecto y es de sabios reconocerlo. Enséñale a pedir perdón, pero también a perdonar haciéndolo tú. Reconoce y pide disculpas cuando rompas alguna promesa y siempre explícale qué te lastimó para que sepa cuál fue su error.

“FUE MI ERROR, LO SIENTO”
Admitir que te equivocaste es difícil y mucho más cuando eres mamá. Pero al hacerlo con tu hijo le estás enseñando que tú también eres humano, que también te equivocas y no pasa nada. Con esto le enseñas el valor de la honestidad y el coraje, que la perfección no existe y que puedes ser mejor cada día.

“TE QUIERO”
No se trata de que lo repitas 37 veces al día como robot, pero sí de que integres esta frase a tu día a día. Los beneficios que esto le da a tu crío son incontables, cuando él lo escucha de manera espontánea lo haces consciente de que es invaluable y esto aumenta su autoestima. Saber desde chiquito que es querido le ayuda a amarse y a amar a los demás.

Los niños aprenden quiénes son, principalmente, de su interacción con sus padres, pero a veces, entre el rush del día, los regaños y el cansancio, se nos olvida decirles lo que necesitan escuchar para convertirse en personas de bien. Trata de usar, por lo menos, una de estas frases al día para ayudar a tu hijo a crecer feliz.

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (10 votes, average: 4.20 out of 5)
Loading...
Compartir
mm
Sitio de bebés fundado por Martha Debayle donde los papás encontrarán toda la información acerca de salud, embarazo, fertilidad y psicología.

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta