¿Cómo encontrar tu voz interior?

Nadie puede hacer la chamba por ti. En un mundo tan ruidoso y lleno de opiniones, aprende a escucharse es un deporte extremo

Compartir

Cada que estás por enfrentar, comenzar o dejar algo en tu vida, te conviene escucharte, pero la única forma de lograrlo es tomándote el tiempo. Es un hábito y como tal, hay que desarrollarlo.

La manifestación audible de nuestro mundo interno es la voz interior: un flujo de pensamientos y sentimientos, conscientes e inconscientes, que se ordenan de forma compleja. Una revoltura de ideas, historias, experiencias, relaciones, influencias culturales, reglas sociales y demás. Por eso, encontrar la voz interior a veces está en chino, porque se ponen en juego muchísimas cosas y una de las principales es la conciencia.

EJERCICIOS PARA ENCONTRARLA

Tu voz interior es tu propósito y todas esas cosas que te importan en la vida. Si la encuentras, vas a recuperar tu pasión y confianza. Ponle atención y vas a escuchar que te reclama cuando haces algo que no eres, que no quieres y que rompe con tu esencia, con el que quieres ser. Brian Tracy, autor y coach motivacional, plantea tres preguntas concretas para que puedas dibujar el mapa de lo que realmente quieres:

1. ¿Qué me haría realmente feliz?
2. ¿En qué situaciones y con quién no soy feliz?
3. ¿En qué circunstancias he sido inmensamente feliz y cómo podría lograr sentirme así con todo lo que quiero hacer?

Ahora, ¿cómo desarrollar el hábito de escuchar lo que quiero, lo que mi voz quiere decirme? Aquí va el plan de entrenamiento:

-Practica la soledad alegre para conectar con tu voz interior. Suena fumadísimo, pero en realidad quiere decir que estés solo, por gusto y a gusto.
-Siéntante a no hacer nada de 30 a 60 minutos cada que puedas. Sin celular. Puedes aprovechar cuando estás en el tráfico.
-Deja tu mente divagar, sin juzgar tus pensamientos, nada más observándote. Y regresa si de pronto te acordaste de la ropa que dejaste en la tintorería hace más de un mes.
-Ten paciencia, los grandes problemas existenciales no se resuelven en un día.
-Haz un diario y escribe todo lo que estás pensando, lo bueno, lo malo y lo de horror.
-Cuando sientas tristeza, enojo, amor, cualquier emoción importante, escribe en tu diario qué la detonó.

 

¿Para qué sirve la voz interior?

Para saber quién eres, qué crees y qué quieres.

Si te escuchas (y te entiendes), vas a poder hacer lo mismo con los demás.

Te ayuda a encontrar tus defectos y saber cómo arreglarlos.

Encontrarás las respuestas en ti, y no en todo lo que piensan y opinan los demás

 

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (9 votes, average: 4.78 out of 5)
Loading...

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta