Dietas que debes evitar si quieres bajar o mantener tu peso

Ya sea por salud, estética o para estar listos para algún evento social o competencia tooodos estamos pendientes de las dietas. Y así como dicen que para gustos, los colores. ¡Para cada objetivo o estilo de vida, hay una dieta ideal!

Compartir

Por eso te presento las que considero las mejores, y las no tanto con sus principales características. 

Dietas que no son tan buenas si QUIERES MANTENER EL PESO REDUCIDO.

Estas dietas funcionan perfecto para perder peso rápidamente (no necesariamente solo grasa, puede ser agua o músculo); y se recomiendan para personas obesas, supervisadas por médicos bariatras. 

¿Se pueden usar para bajar algunos kilitos de grasa? ¡Sí! Pero OJO, el SEGUIMIENTO o estabilización es esencial, ya que problema es que no son para mantenerlas de por vida (en la mayoría de los casos) por lo que luego de la bajada de peso, ¡debes llevar un plan o una guía adecuada a tu estilo de vida para mantener el peso logrado post-tratamiento!

Y como comenté en el artículo de Evitar el rebote en dietas: ¡Mantener el peso puede ser más complejo que bajarlo! 

 

  1. Dietas de choque “crash diets” que se caracterizan por: 
    1. Ser muy restrictivas en calorías, hay algunas de incluso 500kcal (lo mínimo saludable recomendado para una dieta correcta son arriba de 1000); o
    2. terapias de mono dieta, comer solo un tipo de alimentos (solo una fruta o verdura o proteína), o de caldos o de sopas ¿Te acuerdas a principios de los 2000 de la dieta de sopa de col, o en los 90´s la del huevo cocido, uno de desayuno, otro de comida y otro de cena?

¿Cómo afectan a tu cuerpo? 

  • Este tipo de dietas hacen lento el metabolismo, porque el cuerpo entra en un modo de “inanición” y empieza a hacer sus funciones vitales con menos calorías, para no quedarse sin energía. 
  • Esto además causa que tu cuerpo libere más cortisol (por la situación de estrés a la que lo estás sometiendo), lo que almacena energía en el centro del cuerpo para “usarse en la huída”… Como no ocurrirá, ¡verás cómo crece tu cintura! 
  • Al dejar estas dietas, y regresar al peso inicial; te costará más trabajo bajar de nuevo, porque tu metabolismo se alentó. 
  • Pueden causar pérdida de músculo y deficiencias nutrimentales. 

 

¡Aguas! Cualquier dieta de menos de 1,200kcal (no hecha y/o aprobada por un bariatra o nutriólogo clínico) y que te prometa bajar más de 2kg por semana ¡es una dieta de choque!

 

  1. Dietas que eliminan grupos alimentarios por completo: Esto va desde eliminar al 100% TODOS los carbohidratos (frutas, verduras, cereales, leguminosas, tubérculos) o todas las grasas. En el primer caso, habrá falta de fibra, vitaminas, minerales, antioxidantess y fitonutrientes; y en el segundo, deficiencia de ácidos grasos esenciales y vitaminas liposolubles. 
  • Comer solo de un tipo de alimentos (puras proteínas o puros vegetales) puede traer otros problemas de salud, si esto no lo supervisa un profesional. Debes poder comer de todo ¡con medida! ¿Qué es eso? 
  • Muchísimas verduras
  • Fruta con medida
  • Proteina suficientes
  • Grasas saludables, las necesarias
  • Harinas y azúcar ¡lo menos posible! 

 

  1. Dietas Líquidas, solo con licuados o jugos: La famosa jugoterapia, muy de moda a inicios de los 10´s o dietas con meal replacements (proteina en polvo) tienen el mismo efecto que las restrictivas. Tal vez sí obtienes todos los nutrientes que necesites, pero a menos que decidas comer así toda la vida ¡no te funcionarán! Para “salir” de este plan, debes ir incorporando alimetos gradualmente, porque tu cuerpo puede perder la habilidad de digerir los nutrimentos eficazmente. Sustituir cena, desayuno o tomarlos como snack ¡perfecto! Pero más de 2 al día todos los dias, no es la mejor opción. 
  2. Dietas que prohiben ejercicio: Como siempre digo ¡El ejercicio es lo que te ayuda a mantener el peso y darte “tus gustos”! Y es un hábito que se adquiere poco a poco; así que si te lo prohiben, significa que tu dieta es demasiado restrictiva. 

En muchos programas de reducción de peso, podrían recomendarte no hacer entrenamientos HIIT o cardio por largos períodos de tiempo, pero siempre es debes tener la opción de poder caminar o trotar unos 20-30 minutos ¡y sobre todo hacer trabajo de fuerza que es lo que hace que tu cuerpo sea metabólicamente más eficiente! 

Las Dietas más saludables y que PUEDES MANTENER indefinidamente 

Estos planes alimentarios, se caracterizan por ser muy buenos para la salud; llevaderos y factibles de ser parte de tu vida, sin carencias alimentarias ni ser DEMASIADO estrictos.

  1. Dieta Mediterránea. Se basa en la alimentación esencial de los países alrededor del mediterráneo (Grecia, España, Italia). Es ideal para mejorar la salud cardiovascular, reducir la inflamación, y bajar grasa corporal. Por eso se le conoce como la dieta para una vida larga

Se enfoca en vegetales, frutas , semillas y nueces; leguminosas y proteínas magras, además de aceite de oliva extra virgen. Postres limitados y una o dos copas de vino tinto al día, se recomiendan. 

  1. Dieta Low-FODMAP, para personas con problemas digestivos (inflamación o síndrome de intestino irritable). Los FODMAP son carbohidratos (o azúcares) que no pueden ser absorbidos si padeces de IBS (síndrome de intestino irritable). Las siglas en inglés FODMAP significan “Oligosacáridos, disacáridos, monosacáridos y polioles fermentables”. 

Estos carbohidratos jalan agua a los intestinos, lo que genera gases, inflamación y constipación. Los alimentos que por estas caracteristicas deben evitarse o dejar de comerse son.

  • Frutas: manzanas, cerezas, sandías, peras, nectarina
  • Lácteos
  • Vegetales: espárragos, coliflor, frijoles, cebada, ajo, alcachofas, chícharos
  • Granos: Trigo, cebada y centeno
  • Azúcares: jarabes altos en fructosa, miel de abeja, maple y de agave
  • Alimentos sin azúcar: chices y dulces
  1. La Dieta TLC, para combatir el colesterol. Los National Institutes of Health crearon la Dieta de Cambios de estilo de vida terapéuticos (Therapeutic Lifestyle Changes TLC) que hace énfasis en comer alimentos bajos en grasas saturadas y colesterol (de origen animal); y altos en fibra soluble. Se evitan grasas trans (fritos, empanizados y comidas procesadas); azúcares simples refinadas; pocos quesos, lácteos y mantequilla. Y hacer al menos 30 min de ejercicio.

¿Quieres profundizar sobre alguna? Pregúntame en mi instagram ¡y hasta hacemos una nota completa o un LIVE. ¿Qué opinas? Alguna dieta de la que quieras saber más. ¡No dudes en preguntarme! 

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (6 votes, average: 5.00 out of 5)
Loading...
Compartir
mm
Fitness Lifestyle Coach. Tiene un diplomado en entrenamiento para la estética corporal y otro en nutrición deportiva.

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta