Combinaciones que desaparecerán la grasa de tu abdomen

Estos alimentos combinados resultan perfectos para hacer que la grasa no se quede a vivir en ese lugar donde alguna vez tuviste abdomen

Compartir

Tener pancita chelera o al estilo embarazada no nada más no es sexy, es lo más peligroso que hay porque la grasa que se acumula ahí, envuelve los órganos y esto te hace candidato a infartos, derrames cerebrales y diabetes.

David Zinczenko es el creador de la dieta Cero panza y su plan se basa en neutralizar los genes que hacen que acumules grasa. De entrada, hay que olvidar la sal, los lácteos y los endulzantes que nomás te inflaman. Luego hay que ayudarle a los microbios “buenos” del sistema digestivo, esos que dejan que haga bien su trabajo y que salga todo lo que tiene que salir, en lugar de quedarse atorado para convertirse en grasa. También tienes que llenarte de proteínas magras (pescado, clara de huevo y lentejas), grasas saludables (aguacate, aceite de oliva o de coco) y fibra de calidad, que aceleran tu metabolismo.
Los siguientes “combos” te ayudarán con la pérdida de grasa:

 

ATÚN + JENGIBRE:
¿Por qué?
El jengibre acelera el vaciado gástrico, lo que bloquea varios genes y enzimas que hacen que te inflames. El atún tiene ácido docosahexaenoico, un tipo de grasa omega-3 que te protege del efecto de las sustancias como el cortisol, que es o que tu cuerpo libera cuando andas estresado y hace que almacenes grasa.
Tip: siempre ponle jengibre a tu sushi y bájale a la salsa de soya.

ESPINACA + ACEITE DE AGUACATE:
¿Por qué?
El aceite de aguacate tiene grasas monoinsaturadas saludables para el corazón que pueden ayudar a mejorar el nivel del colesterol. También tiene vitaminas B y E que te ayudan a que no te hinches. Y las espinacas tienen calcio, hierro, magnesio, potasio, ocas calorías y son súper llenadoras.
Tip: Pon aceite de aguacate sobre un pan de trigo integral, pescado y pizzas caseras.


MAÍZ + FRIJOLES

¿Por qué?
Las tortillas contienen un almidón resistente que esquiva la digestión. Así que el cuerpo no absorbe tantas calorías. Los frijoles tienen muchísima fibra solubre y un estudio de Wake Forest Baptist Medical Center encontró que por 10 gramos de fibra soluble comido por día, la grasa visceral se reduce en un 3.7%.
Tip: Sazona tus frijoles con pimienta y cilantro para no atascarlos de sal.

PAPAS + PIMIENTA
¿Por qué?
Las papas te llenan más que el arroz, son ricas y te ayudan a combatir la hinchazón. La pimienta negra tiene un compuesto llamado piperina, que interfiere con la formación de nuevas células de grasa, una reacción conocida como adipogénesis, que ayuda a reducir tu cintura, la grasa corporal y los niveles de colesterol.
Tip: Hazte media papa al horno con un poco de aceite de oliva y pimienta fresca.

 

CAFÉ + CANELA
¿Por qué?
A ese antojo de café de media tarde, quítale la leche y ponle una rajita de canela, esta tiene antioxidantes que reducen la acumulación de grasa, acelera el metabolismo y mantiene el balance de insulina en tu cuerpo. La cafeína es un estimulante, acelera tu metabolismo y funciona como supresor del apetito.
Tip: Café de olla pero sin piloncillo. Con una taza es suficiente, no te aloques.

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (37 votes, average: 4.30 out of 5)
Loading...
Compartir

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta