7 pasos para crear tu propio huerto en casa

Tener tu propio huerto es saludable, ecológico y sobre todo económico

Compartir

Si te estás quebrando la cabeza pensando qué más puedes hacer para aprovechar el tiempo que estás pasando en casa, esta idea te va a encantar. Hacer tu propio huertito casero no solo es entretenido y te dará muchos beneficios a corto plazo, también te vas a ahorrar una buena lana.

“De acuerdo con la ONG Efecto Verde, tener un huerto urbano de vegetales y hortalizas de entre cuatro o cinco metros cuadrados puede representar ahorros de entre 60 y 70% de los gastos destinados a estos productos en una familia de cuatro integrantes”.

 No creas que es algo súper difícil o solo para pros, nuestros amigos de The Home Depot nos dieron el paso a paso, para que puedas hacerlo tú solito.

1. Escoge el espacio
El lugar en donde decidas poner tu huerto es de vital importancia, ya que debe tener luz directa la mayor cantidad de horas posible. Una terraza o jardín es la mejor opción, también debes tomar en cuenta que es un área que se ensuciará de tierra en el proceso.

2. Haz el soporte
Con la ayuda de tablitas de madera y un martillo, construye una pequeña caja.  Una vez que la tengas, haz algunos hoyos en la parte de abajo con un taladro para que cuando coloques la tierra, tu huerto tenga buen desagüe.

3. Escoge tus alimentos
Selecciona las semillas de las frutas y verduras que vas a cultivar. Si es la primera vez que siembras y/o cultivas algún alimento y quieres empezar poco a poco, estas opciones son las más rápidas en crecer: lechuga, rábano, cilantro y zanahoria. Ya que seas un experto, puedes cultivar desde frutas hasta chiles.

 4. Prepara la tierra
Antes de colocar la tierra dentro de la caja, haz una mezcla de sustrato para hortalizas y humus de lombriz. Esto ayudará a que tus plantas tengan más nutrientes y crezcan mejor, puedes encontrarlo en cualquier tienda de jardinería.

5. Llena la caja
Vierte la mezcla de tierra en la caja sin llegar al tope y haz líneas para dividir cada siembra. Entre las líneas, sobre la división, haz huecos con 10 cm de separación entre cada uno.

6. Pon las semillas
Coloca de tres a cuatro semillas en cada hueco. Cuando crezcan saca las plantas más pequeñas (por hueco) para que la más fuerte pueda crecer mejor.

7. Agrega agua
Riégalas con frecuencia y mantén su tierra húmeda en todo momento.

Por último, no olvides checar la temporalidad de tus plantitas. ¡Suerte!

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (7 votes, average: 4.14 out of 5)
Loading...

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta