Top de gastos innecesarios que no te dejan ahorrar

¿Sabías que hasta ocho de cada 10 mexicanos pierden entre 15% y 20% de su quincena por culpa de los malditos gastos innecesarios?

Compartir

Por: Mario Mendoza Rojas

Todos hemos pasado por eso, contratamos un mes gratis de algo y luego no lo cancelamos, o se nos olvida pagar la tarjeta y acabamos pagando intereses. Son miles los males que nos acechan financieramente, pero lo peor es que las víctimas no oponemos resistencia y nos dejamos seducir también por las compras por impulso, la comida a domicilio (¿a quién no se le antoja cenar pizza?) y tooodas esas cosas que nos anuncian las redes sociales y están a un clic de distancia. Y bueno, ya sabes el famoso dicho en el que nos escudamos, ¡Dios proveerá! ¡Sí, cómo no!

TOP DE GASTOS INNECESARIOS

Para que estés consciente de las pérdidas del día a día y mejor dediques ese dinero al ahorro, ahí te van los siete gastos innecesarios más comunes que —sí o sí— debes evitar: 

Compras por impulso: No importa si es un dulcecito, tu café favorito, ese vestido divino para cuando haya fiestas, un traje nuevo para ir a la oficina (quién sabe cuándo) y ese teléfono que tanto deseas; si no controlas o al menos planeas tales gastos, puedes desaparecer hasta la mitad de tu dinero disponible. Antes de pagar pregúntate: ¿lo necesito o es un capricho?, ¿lo puedo pagar o mejor lo ahorro para algo grande?

Comida para llevar: Las apps de comida a domicilio han reportado aumentos de 100% a 300% en el número de pedidos, gracias al encierro; lo que muchos no saben es que también hay de 22% a 30% de comisión por servicio y entre propinas y demás, ¡te sale peor que buffet! Así que lo mejor será no abusar y ahorrarte esos $77.7 pesos, más IVA, que pagarías al ordenar una pizza de $259.

Apps de streaming y música: Llegaron para quedarse y no tiene naaada de malo tenerlas, pero lo sensato es escoger dos o tres que —en verdad— te den gusto y no representen más de 10% de lo que ganas. Hay quienes desembolsan más de 10 mil pesos anuales por más de cinco apps y no las cancelan aunque solo las abran una vez al mes o las tengan “por si sale algo bueno”.

Gastos de electricidad: Ahora que pasas más tiempo en casa, debes —ora sí que sin pretextos— apagar y desconectar todos los aparatos, clavijas y sistemas que no estés usando. Te sorprenderá saber que, de acuerdo a la Profeco, el 35% de tu recibo de luz corresponde a los llamados vampiros energéticos. 

Internet y TV de paga: Con escuela y trabajo en casa, más las series sin parar, si estás más conectado al wifi y viendo series en streaming, necesitas cambiar tu plan, porque seguro estás pagando 200 canales y de milagro ves unas noticias y uno que otro partido de fut. Analiza bien qué sí necesitas porque esos $300 pesos extra, a finales de año suman una buena cantidad.

Extras en el carrito virtual: Igual que en tiendas físicas, al hacer el súper en línea es preciso hacer una lista de lo que consume tu familia. Evita pedir por antojo o comprar de más, ¡malgastas un 30%! O si tu hijo necesita un par de calcetines y por no pagar el envío, compras diez veces lo que te ibas a gastar. Haz conciencia. 

Comisiones bancarias: Ahora que nadie quiere tocar el efectivo, estamos usando más las tarjetas, pero hay que saber cómo. Es indispensable checar comisiones y cargos, así como cubrir la mensualidad a tiempo, para evitar penalizaciones por pago tardío. 

Ahora que ya sabes cuáles son los gastos innecesarios más comunes, lo único que te hace falta es decidirte a poner el dinero en la bolsa o cuenta de ahorro correcta. 

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (12 votes, average: 4.25 out of 5)
Loading...
Compartir
mm
Equipo moi.

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta