¿Bolsas bajo los ojos?

Las ojeras están haciendo que tu cara se vea cansada, soluciona eso con estos consejos.

Compartir

Las famosas “bolsitas” en los ojos, también conocidas como “ojeras” nos hacen ver cansados,viejos y obligan a nuestros amigos a preguntar ¿Qué tal estuvo la fiesta? Cuando, según tú, te sientes fresco/a como una lechuga. Son muy frecuentes y motivo de búsquedas frenéticas en Internet para encontrar un tratamiento o una solución.

Las bolsas bajo los ojos son paquetes de grasa de los párpados, y su tamaño, consistencia y apariencia en gran parte están determinados por la herencia. Con el paso de los años, los tejidos en los párpados se hacen más aguados, el paquete de grasa crece y se hace una protuberancia a través de los párpados. Si tu familia es famosa por bolsas muy marcadas que, aunque son más frecuentes debajo de los ojos, también pueden ser arriba, entonces tienes un riesgo alto de padecerlas conforme pasen los años. También se puede acumular líquido en los párpados, por eso se ven hinchados cuando lloramos, cuando tenemos una infección o una reacción alérgica severa.

Ahora, no es lo mismo bolsas debajo de los ojos que pigmentación, que es un tono más oscuro de la piel de los párpados que el tono de piel del resto de la cara, la pigmentación también tiene un rasgo familiar y muchas veces se acentúa por la exposición a la luz UV, y será tema de otra entrega.

Si tienes bolsas en los ojos no es normal que se hinchen de la nada, o que se pongan rojas, que duelan, que sean duras al tacto o que se sientan calientes. Tampoco es normal que además los ojos se pongan rojos, o que los párpados estén más abiertos de lo normal como si hubieras visto un fantasma. Tampoco se espera que los párpados se caigan en el transcurso del día. Todo lo anterior son síntomas de que algo más está sucediendo y no son las simples bolsitas bajo los ojos, hay una enfermedad subyacente que está avisando que ahí está. En esos casos debes buscar ayuda de un oftalmólogo de inmediato. Hoy solo tocare lo puramente cosmético del tema.

¿Qué podemos hacer entonces para minimizar la apariencia de esas bolsitas?

Descansa bien
Duerme lo justo, entre seis a ocho horas diarias. Dormir mucho y dormir poco hacen que se filtre líquido en los párpados y los ojos se hinchen. Si con frecuencia amaneces con los ojos hinchados, se debe a la redistribución de los líquidos en la cara durante la noche, trata de no dormir boca abajo y siempre usa una almohada, trata que tu cabeza tenga una inclinación de 25 a 30 grados.

Bájale a la sal
Controla tu ingesta de sal, que retiene líquidos, además que te pone en riesgo de hipertensión, lo líquidos que retienes se tienen que ir al lugar de menos resistencia y esos son los ojos.

Modera tu consumo de alcohol
Éste factor, además, combina el dormir poco o mucho con la ingesta de comida, en particular comida salada. ¿Por qué crees que en las cantinas te dan todo tipo de entradas saladas? Correcto, para que tengas sed y bebas más.

Compresas
Cuando sientas los ojos hinchados por las mañanas, coloca compresas frías durante cinco minutos o un antifaz frío de gel. Hace que los vasos sanguíneos se contraigan y disminuye el líquido en el área.

Cirugía
Si tu problema con las bolsas bajo los ojos es genético y familiar, no queda otra que una blefaroplastia. Es una cirugía muy sencilla, con anestesia local, que no requiere hospitalización en la que, a través de la conjuntiva, se retiran los paquetes de grasa que protruyen y dan esa apariencia de abotagamiento. Los resultados son asombrosos y podrás olvidarte de tus “amigos” preguntándote dónde fue la fiesta.

¡Nos vemos la próxima semana!

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (15 votes, average: 4.13 out of 5)
Loading...

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta