el estres engorda, bascula , basculas

El estrés da hambre y engorda ¿pooor?

Entre más estresado estés, más difícil será que lo logres ¡por culpa del cortisol, checa los síntomas.

Compartir

¿Te estresa no lograr bajar de peso? ¡Aguas! Entre más estresado estés, más difícil será que lo logres ¡por culpa del cortisol! Este causa mayor glucosa en sangre, haciendo que se libere más insulina; y la adrenalina, más esfuerzo cardíaco. Por ello, cuando están presentes ambos, el cuerpo se preocupa por regular estos efectos esenciales para sobrevivir ¡y no por mejorar el metabolismo de la grasa acumulada!

Los daños de tener cortisol en exceso y de forma constante son:

  • Hace que acumules más grasa, al incrementar la actividad de la enzima causante de almacenar grasa corporal LPL lipoproteinlipasa. ¡Ojo! La liberación de cortisol en cantidades adecuadas –como ocurre durante el ejercicio- activa y acelera la quema de grasa al activar la enzima HLS Lipasa-hormono sensible (que libera los ácidos grasos para quemarlos).
  • Da más hambre: Aumenta la producción del neuropéptido Y (NPY), que entre otras funciones regula el apetito. Al producirse en exceso se estimula el crecimiento de las células grasas (adipositos) y provoca que se incremente el apetito y se disminuya la actividad física.
  • Más antojo de alimentos azucarados, salados (glutamato monosódico) y grasosos que dan placer inmediato. Pero que posteriormente solo te traen más gordura que te genera estrés –si quieres estar fit- y se hace un círculo vicioso.
  • Pérdida de masa muscular, que es un tejido altamente metabólico que para mantenerse requiere quemar más calorías.
  • Baja la función de la tiroides, que regula el metabolismo del cuerpo.
  • Sube los niveles de insulina al comer más y ‘¡Ojo! El cortisol y la insulina no se llevan!

La insulina y cortisol juntos ¡son el Diablo!

  • ¡Guardan más grasa en la lonja y panza (especialmente en el centro del cuerpo)! Porque se incrementa la actividad de la LPL (cuya función es guardar la grasa como reserva).
  • Suprimen la acción del cortisol para movilizar grasa. Ergo ¡acumulas mas!
  • La insulina sola además de ser una hormona anabólica de grasa (que acumula) baja los niveles de la enzima CPT-1 (carnitina palmitoiltransferasa I) que es la que regula el transporte de los ácidos grasos a la mitocondria para ser usados como energía, vía la carnitina.
  • El cortisol causa mayor resistencia a la insulina, lo que ¡da hambre! Ya que la energía no logra entrar a las células y a nivel energético es como si no hubieras comido.

Te interesa: Tips para quemar grasa

Cortisol, Hormona de Crecimiento y Catecolaminas ¡Mezcla ideal para quemar grasa! ¿Cómo se logra?

  • Al entrenar suben las catecolaminas (adrenalina y noradrenalina); hormona de crecimiento, baja la insulina y crean el escenario para poder quemar grasa.
  • Ayunos cortos –por la noche- u ocasionalmente de 12 a 24 horas,
  • Entrenamientos de alta intensidad por 20 minutos, ya sean sprints o fuerza VIDEO CHALLENGE MOI

  • Estiramientos y ejercicios de relajación al terminar de entrenar
  • “Cortar” ese estado de euforia post-entrenamiento, con nutrimentos que no causen liberación masiva de insulina, como suplementos con aminoácidos de cadena ramificada (BCAA´s),
  • proteína en polvo cero o baja en carbohidratos.

Tips para que suba el cortisol, engordes más o no adelgaces

  • Falta de sueño
  • Estar constantemente estresado, angustiado o ansioso (si no es tan grave, el ejercicio quita esos síntomas; si no, es importante visitar al psiquiatra)
  • Tratamientos con Hidrocortisona ¿has escuchado de la gente que le inyectaron cortisona y engordó?
  • Consumo de alcohol
  • Fumar

Nota: Los ejercicios de muy alta intensidad, suben los niveles de cortisol durante el ejercicio, causando efectos positivos a la quema de grasa. Sin embargo, si tus niveles son crónicamente muy altos, puede ser contraproducente.

¿Quieres cuerpazo y bajar más rápido? Esto reduce los niveles de cortisol

  • Caminata ligera, por al menos 30 minutos ¡Procura hacerlo en la noche!
  • Dormir
  • Un buen masaje
  • Reírte
  • Meditación, yoga, taichí, estiramientos
  • Sauna
  • Comer alimentos ricos en proteína
  • Té verde

A largo plazo, las consecuencias del estrés son difíciles de medir. El estrés es subjetivo y hasta cierto nivel necesario. No se podría asegurar que poca cantidad de adrenalina eventual te causará enfermedad cardíaca. Lo que sí sabemos es que tiene una relación directa con enfermedad cardiovascular, desórdenes de sueño, problemas digestivos y psicológicos como depresión y pérdida de memoria, mantenimiento del peso y daños en la piel.

Y como estamos en el Test Issue: Si respondes que sí a más de 8 síntomas. ¡Urge que te salgas a caminar en las noches! En lugar de acostarte a ver TV.

1. Jaquecas o dolores de cabeza más de 4 veces por semana
2. Te enfermas de gripes o diarreas constantemente, por traer bajo el sistema inmune
3. Tensión y dolor muscular
4. Dolor o punzadas en el pecho
5. Fatiga,
6. Baja libido,
7. Problemas digestivos (colitis o gastritis)
8. Sueño interrumpido, por la noche o insomnio
9. Ansiedad
10. Falta de motivación
11. Irritabilidad
12. Depresión
13. Comes en exceso alimentos “chatarra” y te dan pocas ganas de comer ordenadamente.
14. Estás fumando como divorciada o bebiendo como si no hubiera un mañana.
15. Aislamiento social.

Fuentes: Journal of Lipid Research, LiveStrong, Metabolic Effect

 

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (3 votes, average: 5.00 out of 5)
Loading...
Compartir
mm
Fitness Lifestyle Coach. Tiene un diplomado en entrenamiento para la estética corporal y otro en nutrición deportiva.

1 COMENTARIO

  1. Hola, estaría padre que también hablaran de otra condición que afecta el peso y el metabolismo: cortisol muy bajo por daño en la hipofisis o las adrenales. Suele venir acompañado de líos tiroideos y es como estar en el limbo: debes ejercitarte…pero no demasiado, debes comer bien, pero no de todo, en fin. Es un estado de esos en donde uno ni pica, ni cacha ni deja batear.

Dejar una respuesta