¿Qué hacer si te propone pasar de una relación tradicional a una abierta?

Deja de darle vueltas al asunto y mejor checa esto que te puede ayudar a resolver todas tus dudas

Compartir

Desde pequeñas, nos enseñaron que una relación está formada por dos personas que comparten un vínculo amoroso, y que justo este amor, es la base de un noviazgo. Sin embargo, los modelos “tradicionales” de los lazos personales se están transformando, lo que solía ser de “dos” ha encontrado espacio para integrar a más personas, claro, siempre y cuando todos estén en sintonía (sino es infidelidad, no quieras huir de responsabilidades).

Una relación abierta consiste en tener una pareja estable, en la que ambos, tomando en cuenta la lealtad y confianza mutua que existe, aceptan tener encuentros sexuales con otras personas. “Entender el amor libre es el primer paso cuando tu pareja te propone iniciar una relación abierta. Es normal sentir inseguridad pero lo más importante es tener claro que para que funcione, ambas partes deben tener la madurez y confianza para aplicarlo” explica Rocío Cardosa, Project Manager de AdoptaUnChico.

 

Por lo que si tu pareja te propone “abrir sus horizontes”, AdoptaUnChico te comparte estos tips para, sí así lo decides, puedan tener una transición correcta. La comunicación es la clave. El hecho de que tu pareja te comparta su intención de abrir la relación demuestra que tiene una gran confianza en ti. Si deseas conocer los motivos por los que propone esto, deberás preguntárselo abiertamente. A partir de eso, podrás pensar en los escenarios para aclarar qué es lo que sucederá.

En una relación abierta, la lealtad entre la pareja es fundamental ya que, para sus dos
integrantes, los encuentros sexuales con otras personas son algo casual que no involucra
sentimientos. Cuando este estatus cambia, lo mejor es terminar, pues lo que menos queremos es caer en la infidelidad. Los límites son válidos y necesarios.

 

¿Por qué es necesario? Porque al aceptar una relación abierta con tu pareja se deben
establecer los do’s y don’ts, y estos deben ser aplicables para ambos. Un ejemplo de esto
puede ser cuántas veces pueden ver a una misma persona o la manera en la que se dirán que se encuentran con alguien más. Recuerda que es esencial dejar todo claro desde el inicio, para que sea algo positivo y no sufrir en el intento.

Decir que no también es opción

El hecho de que mantengas una buena comunicación con tu pareja y que por ello él te haya compartido lo que le gustaría probar, no significa que debas aceptarlo. Mantener una relación abierta implica que ambos estén de acuerdo. Estar en el mismo canal para definir lo que quieren y lo que esperan de esta experiencia es vital para ambos. En ningún momento es válido que aceptes iniciar algo que no te convenza, que no vaya
contigo, tus valores o que te haga sentir insegura. Recuerda también que dejar ir a las
personas que no te convienen es madurar.

Si quieres saber más sobre Adopta un chico, puedes seguirlos en sus redes sociales:
Facebook 
Twitter
Instagram

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votes, average: 4.50 out of 5)
Loading...

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta