¿Cómo son las personas disponibles y NO disponibles emocionalmente?

Si te sientes atraído hacia personas no disponibles, tienes una mala relación contigo mismo

Compartir

Indudablemente, en la relación de pareja es donde las proyecciones son más obvias y se generan muchos conflictos. Una de las quejas que más escucho acerca de las relaciones románticas, sobre todo en las mujeres, es que los hombres que se les acercan tienen miedo al compromiso, no quieren una relación estable, quieren andar con varias a la vez, etc. Tomando en consideración de lo que hablo acerca de las proyecciones y de cómo atraemos eso que quizá no hemos trabajado en nosotros, hablemos de la disponibilidad emocional, no solo en el otro, también en uno.

¿QUIÉNES SON PERSONAS EMOCIONALMENTE NO DISPONIBLES?

Estas son personas que, dada su infancia y traumas no resueltos ni asumidos, su comportamiento siempre es para evitar la cercanía o para controlar y atrapar. En su experiencia, cuando acudían a sus padres para que estos llenaran sus requerimientos, probablemente los descuidaban, no les hacían caso, los regañaban y avergonzaban de sus necesidades. Estas son sus características:

  • No asumen sus propias necesidades, entonces cuando te acercas a ellos con las propias, te salen con que: “yo no me voy a hacer cargo de eso”. Si estás con alguien así, no te encuentras en una relación, sino en una lucha por llenar necesidades.
  • Están casados o en una relación con otra persona, o llevan años sin relaciones.
  • No se comprometen, no lo hacen contigo ni lo han hecho con otras personas, y nunca va a ser su culpa.
  • Se interesan más en el sexo que en crear conexiones emocionales, o son demasiado intensos en sus emociones desde el inicio de la relación.
  • Adictos al alcohol, drogas, apuestas, etc.
  • No te presentan con sus amigos y familia, o te quieren llevar demasiado rápido a su mundo y entrar al tuyo.
  • Son altamente seductores, pero entre sus palabras y sus actos hay un gran abismo.
  • Envían constantemente mensajes contradictorios; coquetean con otras personas; no dan respuestas claras a preguntas directas. Te pasas el tiempo tratando de entender lo que quiso decir.
  • Tienen rasgos narcisistas, solo tienen espacio para ellos, tus necesidades no cuentan.
  • Te dan migajas emocionales, dejándote ver todo lo que podrían darte y luego no cumplen o se desaparecen.

¿CÓMO SON LAS RELACIONES EN LAS QUE NO HAY DISPONIBILIDAD EMOCIONAL?

  • Son relaciones caóticas en las que te la pasas intentando probarle a esta persona que vales la pena, y se vuelve una montaña rusa emocional.
  • Te hacen sentir que eres needy o sea, que necesitas demasiado. Esto te crea vergüenza, ansiedad y más apego. Te validas a través de esta relación.
  • Te obsesionas, todo tu mundo es esta relación, no vaya a ser que te deje.
  • Te sacrificas a ti y a tus necesidades para estar en una relación con alguien que no está disponible para ti.
  • Somatizas, sientes ansiedad en el cuerpo todo el tiempo, altas y bajas emocionales, dolores de estómago frecuentes.

¿QUÉ HACER? ¡ROMPE PATRONES!

– Tienes que abrirte, volverte disponible para ti. En esta apertura es cuando realmente te das cuenta de qué tan abierta está tu pareja. Qué tan disponible está para ti.

-Reconoce tu forma de apegarte, no para que te avergüences sino para que sepas que tienes un problema y que hay que hacer algo al respecto.

-Aprende a darte el amor que mereces y a darte atención.

-Honra tus necesidades; necesito afecto, necesito espacio, necesito cercanía.

-Toma la responsabilidad por lo que es tuyo y no por lo que es del otro.

La única persona que puede cambiar esto es la que por ahora está cerrada. Recuerda que estar o no disponible no tiene nada que ver con el amor, sino con los condicionamientos y la elección de continuar cerrado o cambiar. Y para cambiar eso necesitamos ayuda profesional.

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (12 votes, average: 4.83 out of 5)
Loading...
Compartir
mm
Psicoterapeuta especializada en la codependencia y las relaciones de pareja. Imparte conferencias y talleres. Es autora de dos libros: Amor ... ¿o codependencia? y Lo que ellos dicen sobre ellas

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta