alimentacion y cancer

Alimentación en personas con cáncer

El 40% de los pacientes con cáncer actualmente mueren de malnutrición y no del cáncer.

Compartir

El 40% de los pacientes con cáncer actualmente mueren de malnutrición y no del cáncer. Quienes tienen cáncer, algo está desequilibrado en su sistema inmune: estrés, carga de toxinas o malnutrición.

La importancia de la nutrición en pacientes con cáncer es imprtante porque además de que el cáncer es una de las principales causas de muerte en todo el mundo  -cada año fallecen 8,2 millones de personas-, hoy viven en el mundo más de 32 millones de pacientes con cáncer. La OMS asegura que la cifra de nuevos casos, que cada año suman más de 14 millones, se incrementará 70% en los próximos 20 años.

Lee: Lo que nadie te va a decir del cáncer

Hay más de 200 tipos cáncer y cada uno tiene síntomas distintos y formas de diagnóstico y tratamiento únicas. Según la organización británica Cancer Research UK, los cuatro tipos más comunes -pulmón, mama, colon y próstata- son responsables de 4 de cada 10 diagnósticos.

Países con tasas más altas de cáncer:

  • Dinamarca
  • Francia
  • Australia
  • Bélgica
  • Noruega

El cáncer no se desarrolla en un día, tarda años en desarrollare y son muchos factores que influyen:

  • Genética
  • Medio ambiente
  • Toxinas
  • Radiaciones
  • Alimentación
  • Exceso de grasa en el cuerpo
  • Dieta alta en grasa saturada como carne roja, lácteos, grasa hidrogenada y trans en alimentos fritos a altas temperaturas, empanizados, capeados.
  • No dormir
  • Estrés y emociones.

Te interesa: ¿Por qué hay tanto cáncer?

¿Qué puedes hacer para prevenir el cáncer?

1. Mata al cáncer de hambre. El cáncer se alimenta de azúcar, tú puedes disminuir el ritmo de crecimiento del cáncer al disminuir tu nivel de ingesta de combustible disponible para las células del tumor.

  • Incluye en tu dieta frutas, verduras, pero deja de comer azúcar refinada.

2. Evita la malnutrición. El cáncer genera químicos que disminuyen el apetito mientras que la necesidad de kilocalorías aumenta. No puedes combatir una enfermedad si estás desnutrido. Necesitas toda la nutrición adecuada para alimentar a tu sistema inmune.

La quimioterapia y la radiación mata células cancerígenas, y estas terapias generan toxinas contra las células de todo tu cuerpo. Un paciente bien nutrido puede proteger células sanas de los efectos tóxicos de la quimioterapia y radiación, haciendo que las células cancerígenas sean más vulnerables a la medicina. Tu sistema inmune es responsable de matar a “los malos” es decir; cualquier célula que no participa en los procesos de tu cuerpo, incluyendo cáncer, levaduras, bacterias y virus, y células muertas.

La terapia nutricional es esencial para evitar malnutrición. El comer en forma adecuada y tomar los suplementos correctos ayuda a bajar tu nivel de estrés.

Efectos benéficos de los suplementos nutricionales:

  • Inhiben angiogenesis
  • Desregulan el oncogen mutante P53
  • Estimulan la reparación del DNA
  • Aumentan la programación de la muerte celular (aptosis)
  • Incluir los alimentos necesarios beneficia enormemente al cuerpo a sanarse más rápidamente y contrarrestar los efectos secundarios de los tratamientos médicos como lo son: diarrea, debilidad, anemia, cansancio, dolor, depresión, nausea, insomnio, estreñimiento.

Por lo tanto, incluye alimentos en la forma más natural posible. Aliméntate de verduras de muchos colores y jugos naturales de verduras, DIARIO UN JUGO VERE y UN SHOT DE CLOROFILA.

No te olvides de tomar agua, MUCHA AGUA, tu cuerpo está formado por 70% de agua. El tomar suficiente ayuda a sacar toxinas, evita la deshidratación, estreñimiento, infecciones frecuentes, etc.

¿Cómo debe ser la dieta para personas con cáncer?

  • Baja en grasa, evitar margarina, grasas fritas e hidrogenadas, y alta en fibra basada principalmente en frutas, verduras y cereales integrales.
    • Menos carne roja y más pescado y pollo -de preferencia orgánico-.
    • Incluir grasas buenas como aceite de oliva, nueces, aguacate y semillas.
    • Comer alimentos específicos como acción anticancerígena como verduras crucíferas: brócoli, col, coliflor, ajo, cebolla, coles de bursela, té verde, Chia, linaza, moras, frutos rojos como frambuesas.
    • Condimenta tus platillos con comino y con jengibre.
    • Detox dos veces al año
    • Pon atención en cómo te afectan los alimentos, cuales te pide tu cuerpo y cuales rechazas.
    • Come despacio, disfruta y prepara de diferente forma tus alimentos.

Por Nathaly Marcus en marthadebayle.com

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (12 votes, average: 4.83 out of 5)
Loading...

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta